Alopecia: cada vez más adolescentes afectados

Según estudios y encuestas recientes, los adolescentes (especialmente los varones) parecen estar más afectados por la alopecia. Es la pérdida de cabello, que puede depender de varios factores interconectados entre sí: no solo hormonales y fisiológicos, sino también relacionados con el estrés, la depresión, etc.

De hecho, recientemente, se descubrió que los jóvenes de entre 12 y 20 años y las niñas de grupos de mayor edad están más expuestos a la alopecia a una edad temprana.

¿Cuál es la causa?

En algunos casos hablamos de alopecia androgenética y, por lo tanto, los factores genéticos heredados de sus padres cumplen un papel muy importante; en otras ocasiones, sin embargo, el estrés, las preocupaciones, el tabaquismo, el alcohol y los malos hábitos alimenticios pueden provocar la aparición de la calvicie a una edad temprana.

Para un niño y una niña, la pérdida de cabello es un evento muy dramático, difícil de metabolizar. La autoimagen, importante para los adolescentes, está totalmente distorsionada.

Para las mujeres con cabello largo, quienes de manera repentina o gradualmente comienzan a tener el cabello opaco, quebradizo, en este caso hablamos de alopecia areata. En los primeros signos claros y evidentes de alopecia, es aconsejable una intervención oportuna. Esto es para evitar el riesgo de que la pérdida de cabello pueda tener resultados negativos en la vida social de la persona.

La alopecia, de hecho, puede causar dificultades relacionales, estrés, incomodidad, depresión, inseguridad, ansiedad. Dado que la propia imagen de uno mismo se vuelve negativa y comienza a ser percibido por los compañeros como diferente y esto siempre conduce a la incomodidad.

El adelgazamiento del cabello, inevitablemente, transforma la representación en un nivel mental que cada uno de nosotros tiene de nuestro cuerpo y las repercusiones psicológicas son realmente importantes y no deben subestimarse. Nos percibimos a nosotros mismos como viejos, poco atractivos. Esto genera una profunda sensación de inseguridad en la vida social, escolar o profesional.

Pedir consejo y ayuda de un experto es el primer paso a seguir. Controles y análisis apropiados ayudarán a los adolescentes y padres a descubrir las causas que han desencadenado la caída del cabello. Y así emprender un camino terapéutico válido, tanto farmacológico como basado en técnicas innovadoras y de vanguardia.

Quizás también te interese:

Deja un comentario

Usamos cookies, puedes consultar más información en nuestra política de privacidad y cookies. Más información

Los ajustes de cookies en esta web están configurados para «permitir las cookies» y ofrecerte la mejor experiencia de navegación posible. Si sigues usando esta web sin cambiar tus ajustes de cookies o haces clic en «Aceptar», estarás dando tu consentimiento a esto.

Cerrar